[USA] (Análisis) Diciembre Negro – La memoria es un arma + Diciembre Negro – Sabotajes a decenas de cajeros automáticos en Filadelfia

Nota de ContraMadriz: recibimos por correo electrónico (23/12/17) desde Sin Banderas Ni Fronteras estas dos noticias desde EEUU, enmarcadas en el llamiento por un Diciembre Negro. La primera, una reflexión y la segunda, un comunicado de sabotaje contra decenas de cajeros automáticos en Filadelfia.

 

Diciembre Negro – La memoria es un arma.

“En cuanto a los setenta y cinco años, no estoy realmente preocupado, no
solo porque tengo el hábito de no completar sentencias o esperar la
libertad condicional o cualquiera de esas tonterías, sino también porque
el estado simplemente no va a durar setenta y cinco o incluso cincuenta
años “- Kuwasi Balagoon, 9 de diciembre de 1983.

“A mis amigxs y gente que ha ayudado a dar sentido a todos estos eventos
que han sucedido tan rápido. Ciertas culturas humanas han estado
librando una guerra contra la Tierra por milenios. Elegí luchar del lado
de los osos, los leones de las montañas, los zorrillos, los murciélagos,
los saguaros, las rosas y todas las cosas salvajes. Solo soy la más
reciente casualidad en esa guerra. Pero esta noche me he fugado de la
prisión: estoy volviendo a casa, a la Tierra, al lugar de mis orígenes
“- William “Avalon” Rodgers, 21 de diciembre de 2005

La memoria es un arma, una que a menudo descuidamos en blandir en
nuestras batallas. Es fácil, atrapadxs como estamos en las mareas del
progreso, olvidarnos de qué y quién vino antes que nosotrxs y quemó
caminos que ahora sirven como marcadores para lxs insurgentes. Olvidar
es perderse en un bosque. Olvidar es no tener historia.

El acto de recordar es un gesto desafiante. Contra nuestra
lobotomización por la tecnología. Contra la esterilización de la
historia por las escuelas del estado. Contra la pacificación de vidas
revolucionarias por la historia oficial y sus narrativas de progreso.
Contra la amnesia que podría borrar los ejemplos de quienes pagaron la
libertad con sus vidas. Para comenzar a luchar contra esta sociedad, su
autoridad podrida y sus ideologías venenosas, primero debemos recordar.

Diciembre nos pesa mucho, pero también enciende fuegos inextinguibles.

Lloramos a Alexandros Grigoropoulos, anarquista de 15 años asesinado por
la policía en diciembre de 2008 en Atenas, cuya muerte desencadenó
semanas de guerra abierta contra el estado griego.

Lloramos por Sebastián Oversluij, “Angry”, anarquista irreprimible
asesinado el 11 de diciembre de 2013 por un perro pagado de un banco
mientras intentaba expropiar dinero en Santiago de Chile.

Estamos furiosxs por la muerte en prisión de Kuwasi Balagoon en
diciembre de 1986: ex Pantera Negra, soldado del Ejército de Liberación
Negro y anarquista afrikano.

Quemamos la noche para despertar el espíritu de William “Avalon”
Rodgers, liberador de la tierra que se suicidó en el solsticio de
invierno de 2005 mientras estaba en la cárcel acusado de llevar fuego a
los saqueadores de la naturaleza.

Para honrar a estos luchadores, no solo lloramos. No solo doblamos
nuestras manos y lamentamos la brutalidad del estado contra nuestrxs
compañerxs. No nos asustamos por sus muertes. Nosotrxs actuamos.
Mantenemos con vida sus luchas al continuar luchando. Cualquiera que
sean nuestros medios, sea cual sea nuestro contexto: a través de la
rebelión intransigente, los corazones de nuestros compañerxs aún laten.

Por Alexandros y Angry.

Por Kuwasi y Avalon

Por todo lo salvaje


 

Diciembre Negro: Cajeros automáticos saboteados

En la celebración del Diciembre Negro, algunos anarquistas en Filadelfia
decidieron tomar un tranquilo paseo de invierno por el centro y poner un
freno en el comercio del capitalismo de mierda de casi todos los cajeros
automáticos en el corazón financiero de la ciudad.

Tomamos cartón no corrugado cortado al ancho y la mitad de una tarjeta
de cajero automático con pegamento superpuesto aplicado a un lado, y lo
metimos en la ranura para tarjetas de la máquina o en la ranura para la
entrada de la cabina ¡Fue sorprendentemente fácil de hacer y se
obtuvieron más de 50 objetivos!

¡Este ataque fue muy discreto! Todo lo que necesitábamos era vestir el
atuendo de invierno normal para una noche bajo cero (caras cubiertas,
guantes, etc.), limpiar nuestras herramientas y caminar con la confianza
segura de los aburridos yuppies. Esta época del año tiene un clima
excelente para lucir sin pretensiones y ocultar tu identidad mientras
realizas todo tipo de actividades ilegales, ¡así que no temas intentar
esto en casa! ¡Nos sentimos súper relajados y productivos!

Este ataque se llevó a cabo con la memoria del Scout Schultz* y Alexis
Grigoropoulos en nuestras mentes, y está dedicado a todxs aquellxs que
se resisten a la represión estatal.

¡Por la muerte del capital y la recuperación de nuestras vidas!
El dinero es muerte, el sabotaje es divertido!
¡Iluminemos estas oscuras noches de invierno (…)
Que las llamas ardientes de la anarquía nos calienten este y todos los
inviernos!

Feliz Diciembre Negro para ustedes.